De vuelta a las aulas un año después

0Shares



Carla Estefany correteaba feliz por el plantel educa­tivo, ella no ha entendido aún bien por qué duró tan­to tiempo encerrada en su casa sin ver a sus amigui­tos, de lo que sí está segura es que por fin pudo ver a su mejor amiga y hablarle sin una pantalla en frente.

Levantarse temprano y ponerse su poloché azul, pantalón kaki, zapatos ne­gros, y lacitos en el pelo que combinaban con su ropa lle­naron de entusiasmo a la ni­ña, que cursa el segundo de primaria en la escuela Juana Taveras y asegura que lo pri­mero que le dijo a su amiga es “que yo quiero volver a ju­gar con ella”.

Carla dijo que en su casa le han explicado que debe lavarse sus manos y mante­nerse su mascarilla puesta.

“Porque me gusta hacer las clases” fue la respuesta espontánea de Luis David, un niño de 4 años que cursa el Prekinder, al preguntar­le porqué quiere volver a la escuela.

Aunque el pequeño ex­traña a sus amiguitos y tie­ne el deseo de estudiar en la escuela y ver a su maestra, su madre no está de acuer­do con enviarlos al centro educativo por temor a que sus hijos se contagien de co­ronavirus.

Luis David y su hermano Jorge están inscritos en la es­cuela Futuro Vivo en Guerra, uno de los 48 municipios que retornaron a las clases presen­ciales ayer. “Si uno grande no tiene control de estar con dis­tanciamiento, imagínate los niños, si uno les dice no salgan y ellos comoquiera salen, no brinquen y ellos comoquiera brincan, entonces comoquie­ra es algo que no va a logra­se, deberían dejarlo así, que el año terminará virtual y luego el año entrante ver cómo ba­ja un poco esto del virus”. dijo Kissairis, madre de los peque­ños, al explicar las razones por la que decidió no enviarlos a la escuela de manera presencial.

Las situaciones

El presidente Luis Abina­der encabezó ayer el ac­to del retorno gradual de la educación presencial, que se realizó en la escuela Juana Taveras de la comunidad de Guerra, y aunque este plantel cuenta con la infraestructura necesaria, esta no es la reali­dad de otros centros que que­dan a unos kilómetros de es­te.

Algunos padres expresa­ron que sus hijos no asistie­ron a la escuela el primer día pero que están de acuerdo con enviarlos, pero que les falta uniformes y otros útiles escolares.

Maleny Mosquea dice que no tiene tiempo de ayudar a su hija con las tareas por lo que se mostró de acuerdo con el retorno a las aulas. Ex­plicó que acudió ayer al cen­tro a firmar la carta compro­miso y que esta semana su hija Yulianni Sirena asistirá.

La asistencia en la escuela de este municipio fue casi nu­la, en la Leonor M. Feltz solo asistieron 14 niños, de 1,109 estudiantes inscritos.

La directora del centro edu­cativo, Cándida Rosa Gómez, dijo que están preparados en cuanto a la higienización y mantenimiento de la escue­la, que es la parte que les co­rresponde directamente, pero esperan que las brigadas re­suelvan los problemas de plo­mería, adecuación de baños y la electricidad, aunque empe­zaron a recibir estudiantes.

Otro panorama se vivió en la escuela Los Berroa, en la co­munidad del mismo no, don­de las maestras se quedaron esperando a sus estudiantes sin que ninguno se presentara al plantel, que tampoco cuen­ta con la infraestructura ade­cuada para recibir a los niños. Los escombros de los arreglos que se hacen se encuentran dispersos en el patio, y además no cuenta con cancha ni área recreativa.

 CLAVES

El sur lejano.

La poca presencia de es­tudiantes también fue notoria en planteles es­colares en municipios de las provincias Barahona, Independencia y Baho­ruco, según los repor­tes de los corresponsa­les Benny Rodrígueza y Faustimo Reyes donde también se realizaron actos para el retorno a la docencia preserncial.

Coronavirus.

El ministro de Educa­ción, Rafael Fulcar, ex­presó ayer que si surge un rebrote del Covid-19 en esta situación, recon­siderarían la medida.





Source link

0Shares

Ariel Ynoa

Ariel Ynoa, comunicador y desarrollador web y app. Secretario de organización de la asociación de protistas policiales del RD, Vise presidente de la UPCC en la provincia Hermanas Mirabal.

Read Previous

Familias de refugiados piden a Biden aumentar admisiones

Read Next

Hallan joven muerto y amarrado dentro de un saco en Santiago

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *